Ponerse en los zapatos del otro El cerebro está preparado para experimentar las emociones ajenas y solidarizarse.


quo-feggy-resulta

 

Qué es la empatía y para qué nos sirve como herramienta humana?

 

Vivimos en una época en la que el tejido social está cada vez sujeto a más tensiones, en el que el egoísmo, la violencia y la falta de espiritualidad parecen afectar la calidad de la vida comunitaria.

La empatía o “comunicación emocional” es ponerse en los zapatos del otro, y tiene lugar en una amplia gama de situaciones de la vida, desde las ventas y la administración hasta el idilio y la paternidad, pasando por la compasión, el altruismo y la actividad política.

La ausencia de empatía también es reveladora. Existe en psicópatas criminales, violadores y secuestradores,  y abusadores de niños.

La palabra “empatía” se deriva de empatheia, palabra griega que significa “sentir dentro”, término usado en un principio por los teóricos de la estética para designar la capacidad de percibir la experiencia subjetiva de otra persona.

La empatía surge de una especie de imitación física de la aflicción del otro, que evoca los mismos sentimientos en uno mismo.

Es distinta a la simpatía, que puede experimentarse por la situación crítica de otra persona sin compartir nada de lo que la otra persona siente.

¿Cómo se desarrolla la empatía? Se puede observar desde la infancia.

Desde el día que nacen, los niños se sientes perturbados cuando oyen llorar a otro. Los bebés sienten una preocupación solidaria incluso antes de darse cuenta de que existen como seres separados de los demás.

A los 9 meses, el niño siente aflicción cuando ve que otro cae y empieza a llorar, su compenetración es tan fuerte que reacciona como si fuera él mismo el que se ha hecho daño.
images (55)
Después del primer año, cuando los niños tienen más conciencia de que son distintos de los demás, intentan activamente consolar a otro niño que llora, por ejemplo, ofreciéndole su juguete preferido para calmarlo.

A los 2 años se dan cuenta de que los sentimientos de otra persona son distintos de los de ellos.

En la etapa más avanzada de empatía, se puede apreciar y compadecer la aflicción que sufre todo un grupo, como los pobres, los oprimidos y los marginados, y surge el deseo de aliviar los infortunios y la injusticia.

Estudios neurológicos han mostrado que el cerebro está diseñado para responder a expresiones emocionales específicas, lo cual quiere decir que la empatía es algo que nos proporciona la biología.

Sin embargo, el desarrollo de esta conducta depende de la educación familiar y escolar.

El ser humano nace con el potencial para desarrollar y aplicar la empatía, pero el papel de la familia y del núcleo social es encauzar este maravilloso potencial.

Fuente: Revista Quo

Editado por: Adyta Tornasol

Anuncios

Publicado el 8 septiembre, 2014 en actualidad, espiritualidad, noticias, salud. Añade a favoritos el enlace permanente. 2 comentarios.

  1. lamariposavioleta

    Gracias por compartir este artículo y citar la fuente. Su contenido debería ser enseñado desde la escuela elemental. Excelente artículo.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: